Noticias

‘Billy, nunca dejes de soñar’

billy_elliot_escena_29_javier_naval (1)

‘Mi amor, Billy, nunca dejes de soñar, vive sin desconfiar… En cada decisión, pon tu corazón, Billy, sé tu mismo hasta el final’

Ése es Billy, cada letra de la carta de su madre.

Cada pequeña esperanza de todos y cada uno de los habitantes del pueblo.

Billy es único, pero también es cada uno de nosotros.

Billy es la continuación de la vida de su madre.

Billy es el futuro que Tony y los demás mineros no pueden tener.

Billy es la redención de su padre que recupera su vida y sus objetivos por sus hijos.

Billy es la esperanza de la señorita Wilkinson.

Billy es el mundo de las posibilidades para Michael.

Billy es la herencia de su abuela.

Desde el comienzo de la obra, nace en Billy la necesidad de expresarse más allá de las palabras, con su cuerpo, de una forma natural, es el fluir de sus emociones, incluso en los momentos tensos/cómicos, los resuelve bailando.

Billy es un adolescente, no eres capaz de saber qué piensa, qué siente, cuánto de intenso son las cosas para él. No es presuntuoso, no es llamativo, él mismo se va descubriendo a sí mismo con cada paso de baile nuevo que da.

Lo maravilloso de este musical es apreciar la evolución de cada uno de los personajes. Billy florece a lo largo de la obra, estalla antes del descanso y remonta el vuelo en un magnífico baile de redescubrimiento de su pasión, ¡por fin lo pone en valor!

Cada uno de los niños que interpreta a Billy Elliot tiene dentro de sí ese grito contenido: ¡soy yo!

Pablo, Pau, Óscar, Diego, Miguel y Cristian son los primeros 6 Billy Elliot españoles, se suman a la lista de lo más de 215 Billy Elliot que ha habido a día de hoy en diferentes países.

Cada uno de ellos tiene un punto fuerte único que solo puede descubrirse viendo a los 6 actuar, y puede parecer una locura, pero cuando sales de ver Billy Elliot, El Musical, por primera vez nace la necesidad de ver a los otros 5 Billys, porque tienes que verlos, porque son increíbles, porque nunca podrás tener claro si has visto al mejor de los 6. Pero te vamos a dejar esta pregunta, ¿el mejor en canto, en interpretación, en clásico, en claqué o en acrobacias?

Tendrás que verlo.

Sin comentarios

Escribe un comentario