Noticias

Feliz Navidad, Maggie Thatcher

billyelliotnavidad

Terminamos nuestro repaso en profundidad a cada una de las canciones de BILLY ELLIOT El Musical con el tema más crítico de todos, el más irónico y divertido, afilado y cargado de un humor devastador. Se trata de “Feliz Navidad, Maggie Thatcher”.

Desde el inicio apunta maneras. Ya sabemos que nos espera algo grande en el momento en que los niños comienzan cantando que aunque sea Navidad no va a haber regalos y sale George vestido de Margaret Thatcher, armado con una pistola de la que aparece una banderita que dice “PUM” al apretar el gatillo, con la que dispara a un Tony vestido de Papá Noel. El simbolismo es, en su simplicidad, brutal. Y hasta aquí podemos leer sobre la acción en la escena.

HOY LA CERDA MAGGIE THATCHER

MATÓ A PAPÁ NOEL.

En un escenario cargado de actividad, el humor negro se vuelve un recurso magistral para sobrellevar una situación que de cómica no tiene nada. La falta de posibilidades, la falta de dinero, las perspectivas poco halagüeñas, no hacen flaquear a nuestra comunidad de mineros. Ellos están juntos. Unirán sus recursos para celebrar la Navidad cantando y riendo y calentar juntos sus corazones.

NOS ROBA LOS REGALOS

Y NOS DEJA SIN TURRÓN.

YA NO TENEMOS NADA

SE LLEVA HASTA EL CARBÓN.

Y DICE QUE ES POR NUESTRO BIEN

Y QUE NOS VA A CUIDAR.

Y PIENSA PRIVATIZAR

HASTA LA NAVIDAD.

El personaje de George-Thatcher tiene un protagonismo desternillamente, mientras se dedica a hacer un papel caricaturizado que representa de forma festiva la desesperante situación minera frente a los abusos que están sufriendo.

Pero finalmente, como siempre en BILLY ELLIOT El Musical, se impone la positividad, el agarrarse a lo que se tenga para seguir viviendo y disfrutando, para sobreponerse a los problemas.

HOY YA SOMOS COMO HERMANOS

Y NOS QUIEREN DE VERDAD

Y CUALQUIERA DE ESTOS DÍAS

NOS VAMOS A CASAR.

FEEE—– LICES FIESTAS

MAGGIE THATCHER.

YO VUELVO A SONREÍR

PORQUE HAY ALGO QUE ME HACE FELIZ

ESTAS FIESTAS, MAGGIE THATCHER

CELEBRAMOS HOY ASÍ

QUE ALGÚN DÍA

MORIRÁS AL FIN.

Porque esta es la esencia de la historia de Billy: cuando parece que no hay nada que celebrar, siempre hay una excusa. Y aunque haya que hacerlo con algo de humor negro, siempre se encuentra. Porque lo importante es que la comunidad está unida, que juntos reímos y lloramos, que juntos luchamos y que somos un gran familia, y los regalos son lo de menos, aunque “la Thatcher” sea lo de más.

Feliz Navidad, Maggie Thatcher
4 (80%) 1 vote
Sin comentarios

Escribe un comentario