Noticias

En las entrañas de la tierra

Ya conocéis la profundidad que encierra el personaje de Jackie, el padre de Billy Elliot. Y es que no sólo es un hombre capaz de superar todos los prejuicios de la época y el lugar que le ha tocado vivir, sino que nos sorprende al…

Ya conocéis la profundidad que encierra el personaje de Jackie, el padre de Billy Elliot. Y es que no sólo es un hombre capaz de superar todos los prejuicios de la época y el lugar que le ha tocado vivir, sino que nos sorprende al sobreponerse a una serie de circunstancias que poco a poco fueron complicado su vida y truncando sus sueños.

Le ha tocado ser el fuerte, hacerse cargo de todo (de su familia, de los problemas, de la grave crisis que azota a la minería…) y casi siempre es capaz de echarse los problemas a la espalda y seguir caminando. Pero no es de piedra. Y del mismo modo que lo demuestra en el momento en que sus muros se rompen y decide ayudar a Billy a cumplir su sueño, también hay momentos en los que echa la vista atrás y se da cuenta de cuán diferente es todo de aquello que un día se imaginó. Porque él también tuvo sueños, y “En las entrañas de la tierra” es la canción en la que nos hace pararnos a pensar en ello para redescubrirle como el luchador incansable que es… pero también como persona.

Él se ha visto en la situación de Billy, él fue joven y soñó con un futuro brillante, y su canción es un fiel reflejo de lo que siente y le sirve para sincerarse y contarle al público su historia.

YO SOLO ERA UN CHAVAL

CREÍA EN EL FUTURO

SOÑABA CON TRIUNFAR.

PERO ERAN TIEMPOS DUROS.

ME PUSE A TRABAJAR.

Y BAJÉ A ESTE POZO GRIS.

Jackie tuvo que adaptarse a su contexto, una circunstancia, un status social, que lo predeterminaba para ser minero, pero aunque ese sueño se apagase, hubo otra luz que le dio vida a sus días, y pudo ser feliz, y ver más allá de su ‘pozo gris’, sin embargo, como bien sabéis, la madre de Billy no está, cuando Jackie canta este párrafo, los mineros, sus compañeros, poco a poco desaparecen de escena, es un momento terrible, en el que nos asomamos al vacío y la soledad de Jackie, él se abre, y se va quedando solo, porque nadie, que no sea él mismo, puede ayudarle ya.

TAN SOLO UNOS AÑOS

PUDE SER FELIZ

AMÉ A UNA MUJER

FUE TODO PARA MÍ.

ME LA ARREBATARON

NO QUEDA NADIE AQUÍ

Esta última frase es clave para el desarrollo del personaje, ‘no queda nadie aquí’. Nos demuestra que Jackie aún no ha visto a Billy, se ha olvidado de que su corazón sigue latiendo, que tiene dos hijos, y que uno de ellos le necesita para poder cantar su propia canción y salir. Un personaje que siente solo, que no ve ninguna opción de salir del agujero en que se ha convertido su vida, él no duerme, él no sueña, ni siquiera parece esperar nada, pero entonces, entonces la historia cambia para todos, mientras todos se marchan y le dejan con sus tristeza, Billy viene, canta con él, comparte el estribillo de esta canción desgarradora, y parece que consigue colarse por alguna rendija y reavivar ese corazón cansado, que acabará luchando por su hijo.

Y AUNQUE EL VIENTO LO ARRASE TODO.

Y LA NIEBLA NO NOS DEJE VER.

NUNCA VOY A IRME DE AQUÍ LO SÉ.

NI LA MUERTE ME PODRÁ MOVER.

Su mensaje es claro, es duro, es casi aterrador, pero desde su posición inamovible, él hará que Billy construya su propia vida, una vida muy diferente. Porque ni la muerte le podrá mover, pero él podrá mover a Billy.

En las entrañas de la tierra
4 (80%) 1 vote
Sin comentarios

Escribe un comentario

− 3 = five